21 de febrero de 2011

VOY A PERDER 15 KILOS EN UN MES

Cada dos por tres sale algún organismo serio a advertir a la población de los peligros de las dietas rápidas, milagrosas o como se les quiera llamar, de los falsos productos para adelgazar, de los peligros que entrañan los tratamientos de algunas empresas. Editan folletos al respecto, carteles, libritos, salen en prensa... Y DA EXACTAMENTE IGUAL.

La gente se sigue tirando de cabeza a perder tropecientos kilos en un mes, sale Dukan y agota ediciones, las empresas de sobres tipo Pronokal, Kot o Proteifine se hacen de oro, se sigue retorciendo la fórmula de no mezclar tal con cual para no engordar, se busca la dieta de Victoria Beckham o la de los tomates cuadrados.  Cualquier cosa antes que pararse a pensar.

¿Porque todo el mundo se fía más de lo que diga cualquier señor o cualquier compañía que  solo quiere vender sus productos, que de lo que digan asociaciones de dietistas de todo el mundo, consejerias de salud, ministerios de sanidad, endocrinos, nutricionistas y un largo etcétera de profesionales? me lo expliquen.
 
En este blog ya se ha hablado de como detectar una dieta milagro y que dietas no seguir , de lo "fiable" que es Naturhouse y su publicidad y de la locura de las dietas a base de sobres proteicos, vuelvo al tema porque el viernes pasado el Suplemento de Salud de La Vanguardia sacaba este reportaje al respecto, y visto lo visto, nunca está de más repetirse.

Los métodos milagrosos suelen garantizar la pérdida de kilos inmediata pero pueden acabar en daños hepáticos y renales

Las dietas milagro, según un informe de la Estrategia NAOS (Estrategia para la Nutrición, Actividad Física y Prevención de la Obesidad), se pueden clasificar en tres grandes grupos:
Dietas hipocalóricas desequilibradas: como la dieta de la clínica Mayo, la de toma la mitad, la Gourmet o la Cero. Provocan un efecto rebote que se traduce en un aumento de masa grasa y pérdida de masa muscular. Son regímenes monótonos y con numerosos déficits en nutrientes si se prolongan por largos periodos de tiempo.
Dieta de Hay o disociada, régimen de Shelton, Hollywood, Montignac y la más famosa ahora, la Dukan, que comparte elementos de la de Montignac, Hay, Atkins y la isodieta. Se basan en la idea de que los alimentos no contribuyen al aumento de peso por sí mismos, sino al consumirse según determinadas combinaciones.
Dietas excluyentes: eliminan de la dieta algún nutriente. Pueden ser:
  • ricas en proteínas y sin hidratos de carbono: Pronokal y, parcialmente, la Dukan, la Scardale, la de los astronautas, la de Hollywood y la dieta de la proteína líquida. Producen una sobrecarga renal y hepática muy importante. Aportan muy pocas calorías, por lo que el organismo reacciona compensando la falta de energía recibida con un aumento de la destrucción de las proteínas corporales como fuente alternativa de energía, lo que provoca una pérdida de masa muscular y formación de cuerpos cetónicos, peligrosos para el organismo si se prolonga en el tiempo. 
  • ricas en grasa: la de Atkins, la de Lutz. Se conocen como dietas cetogénicas. Pueden ser muy peligrosas para la salud y producir graves alteraciones en el metabolismo (acidosis, cetosis, aumento de colesterol sanguíneo).
Viñeta de Maitena
Respecto a todas esas dietas a base de productos, que muchas veces nos "receta" un doctor (ver post de Pronokal), y que son imprescindibles para el "tratamiento dietético"  (por llamarlo de alguna manera), quiero reseñar este párrafo:

"La Asociación Española de Dietistas tiene un grupo de revisión y estudio que participa con organizaciones de consumidores y organismos sanitarios para evitar esos fraudes, que dirige Julio Basulto. El paciente debe saber quién le trata, ver el título, y comprobar qué le dan. Ha de saber que está prohibido publicitar alguna sustancia como adelgazante y que un profesional no puede suministrar un producto en la consulta. “Es un gran negocio”, denuncian desde la asociación." 

Hacer una dieta no es sacrificarse muchísimo un par de semanas para luego seguir comiendo como hasta ahora. Cuando una persona tiene sobrepeso, es que no lo está haciendo bien, sus hábitos no son buenos. Así que empecinarse en volver a ellos no tiene lógica.
Lo inteligente es examinar nuestros hábitos, ver que hacemos bien y que hacemos mal, que costumbres son las que nos han llevado a ese sobrepeso y como corregirlas. Pero no durante un mes, sino para siempre.
Hacer una dieta es cambiar de manera de comer, corregir los errores y aprender a hacerlo mejor en el futuro. Conocer donde está el límite, que nos podemos permitir y que es demasiado. A veces basta con un par de pequeñas modificaciones, y otras hay que reorganizar por completo.
Y eso, si se hace bien, lleva su tiempo. Pero, ¿que preferís, tardar 8 meses y arreglar el problema para siempre o tardar un mes y a los quince días pesar diez kilos más que antes de empezar? 

Hacer la dieta X un mes, para luego volver a lo de siempre y recuperar el peso en un abrir y cerrar de ojos ¿tiene algún sentido? ¿sirve para algo más que para poner en juego nuestra salud y nuestro metabolismo? No.
Entonces ¿¿porque nos convencen de ello una y otra vez??
Safe Creative #1102218549612

24 comentarios :

  1. Se puede decir más alto pero no más claro. Yo es que no entiendo a la gente... bueno, miento, sí que la entiendo. Es más fácil creer en "milagros" de forma ciega que trabajar en serio en los hábitos de uno mismo. Como en tantas cosas de la vida, la gente quiere resultados maravillosos casi instantáneos. Lo que no comprendo es cómo no quieren ver o escuchar que esos no son los modos; prefieren guiarse por la "experiencia" de otros antes que escuchar a méditos, dietistas, y demás profesionales.

    Yo tenía sobrepeso y me alimentaba regular, y pronto me di cuenta que la clave está en cambiar de hábitos, no en someterse a reglas absurdas. Y escuchar al propio cuerpo, que a veces se nos olvida.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Me encanta tu forma de explicar las cosas, clara y directa :)

    Un besote

    ResponderEliminar
  3. ¡Qué bueno!. Justo ayer empecé con una dieta... una dieta de tomar conciencia de lo que debo comer y de lo que no. Con mi primer embarazo engordé una cantidad de kilos que no se pueden confesar y me ha costado mucho perderlos... Esto de las dietas es verdaderamente una trampa sino se da con quien se tiene que dar.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Ceo que no nos cansaremos de repetir los efectos de las dietas milagro para la salud y aún así encontraremos personas que las siguen aún conociéndolos...¿ por qué? porque muchos saben que hacer dieta implica voluntad y sacrificio y no lo quieren...prefieren algo rápido e indoloro. Si ellos supieran que hacer dieta no tiene porque ser un suplicio...

    Un abrazo Lucía!

    http://pizcadevida.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  5. Totalmente de acuerdo, lo que se debe es comer "lo normal" lo de toda la vida, caminar....y sobretodo ser feliz con uno mismo...yo creo que aquí esta la clave.
    Fantástica tu entrada.
    besos

    ResponderEliminar
  6. Me consuela no ser la única a la que le llama la atención la locura transitoria en la que entra alguna gente con el tema de perder peso.
    Un abrazo para todas!

    ResponderEliminar
  7. Tres grandes negocios: "Adelgace rápidamente y sin privaciones", "Aprenda inglés sin estudiar" y "Recupere los cabellos perdidos".

    ResponderEliminar
  8. Ostres, coneixo molta gent que ha fet la dieta a base de productes Kot, entre elles la meva mare... El més curiós és que siguin productes de venta en farmàcia. Estic segura que molta gent confia en el seu farmaceutic i ni es panteja que allò pugui ser perjudicial tot i que no sembli raonable...és una pena que no hi posin més mà dura els que en principi són garants de la salud!

    Com sempre un post molt interessant!!

    Petonets!! :)

    ResponderEliminar
  9. Considero que la gente siempre busca el camino más corto y le encanta engañarse a si misma.
    Los milagros para mi no existen, por ende tampoco las dietas milagrosas ni las pastillas ni los batidos.
    Creo y siempre pensaré lo mismo, una persona que desea bajar de peso debe, cambiar sus hábitos tanto de alimentación como de vida, hacer deportes, que no significa estar dentro del gimnasio (bicicleta, nordic walking, caminatas, trotar), comer sano pero variado, eliminar a máximo la grasa y el azúcar refinado, darse un gusto el fin de semana y tomar mucha agua, ser felíz y contemplar lo que nos rodea.
    La voluntad es el centro de todo en nuestras vidas, por eso no soporto a mucha gente, porque sus problemas radican en la falta de voluntada pára.
    Espero no haberme volado.
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Muy bueno Nik!

    Alba, hi tant que hi ha molta gent que fa aquestes dietes, son un gran negoci. Pero segur que com he comentat també has llegit o sentit un miler de vegades a un munt d'institucions series i profesionals advertir sobre les dietes miracle. Que una cosa es vengui a sa farmacia (deixant apart els medicaments) no es garantia de res, en aquest sentit. Els propis fabricants trien aquest tipus de distribució perque els hi dona caché, res més.
    Espero, de tota manera, que a ta mare li hagi anat molt bé.
    Una abraçada!

    Kako, puedes volarte todo lo que quieras, siempre es un placer!

    ResponderEliminar
  11. a mi me gustaría hace una dieta para perder 3-4 kilitos en cuestion de un mes, es sana esta perdida de peso? que me recomendarias???

    me hago seguidora!!
    Un saludito
    ❤ Vanille Style

    ResponderEliminar
  12. Hola Vainille! si, en principio unos tres kg al mes es una pérdida de peso razonable.
    Comprenderás que yo no puedo recomendarte una dieta sin conocerte ni saber nada de ti, sería muy irresponsable por mi parte.
    Tienes un post con ejemplos de menús equilibrados, puedes comparar tu dieta habitual y ver si se aleja mucho para hacerte una idea de que tendrías que corregir. Puedo ayudarte con dudas concretas.
    Por supuesto, hacer algo de ejercicio físico es fundamental.
    También puedes buscar el asesoramiento de algún dietista en tu zona, que te hará un entrevista dietética exhaustiva, tomará tus datos antropométricos, valorará tus necesidades energéticas y tus hábitos, y te dará las pautas que necesites.
    Como te decía, yo puedo resolverte una duda concreta, pero no recomendarte un plan dietético "de la nada".
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  13. Los milagros en dietas no existen ...siempre quiere uno pensar que con eso nos resolvera ese problemita de kilos ...Yo la dieta que hago es gimnasio...natacion.. variadas comidas y no en exceso ..me va bien y suelo estar equilibrada en mi peso ...BESOS MARIMI

    ResponderEliminar
  14. mmm grande este hilo. Y grande Julio Basulto, el cual me dio clases en 2º de nutricion. Eran apasionantes.........

    Oskar.

    ResponderEliminar
  15. Hola Oskar,
    no tengo el placer de conocer al Sr. Basulto en persona,pero estoy segura de que es una gran profesor.
    Un saludo!

    ResponderEliminar
  16. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  17. Alex, he suprimido tu comentario por ser puramente publicitario. Si quieres dar tu opinión sin hacer publicidad de métodos fraudulentos para perder peso, adelante.

    ResponderEliminar
  18. Interesantísimo este blog, me pasaré por aqui para estar bien informada.
    Besos

    ResponderEliminar
  19. Muchas gracias Orquidea59, bienvenida!

    ResponderEliminar
  20. Perfectamente de acuerdo, pero...
    ¿Y qué pasa con los que (fiados del aval médico, por supuesto, con consultas quincenales, análisis y demás) YA HEMOS HECHO una de esas dietas (con buenos resultados), y ahora nos vemos CON GRANDES DIFICULTADES PARA MANTENER EL PESO?.
    Que no me vengan con que basta con comer bien, equilibrado, un poco de todo y demás, porque ES MENTIRA!!!!!
    ¿Qué hacemos ahora? Yo ya estoy aburrida de vivir en la penuria alimenticia y seguir engordando.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Has probado a ir a un dietista-nutricionista?

      Eliminar
  21. Hola la verdad es que acabo de leer esta entrada, justamente ando buscando cambiar un poco los hábitos por que me sobran unos kilitos (cogidos en la gestación de mi úlima hija), la cuestión es que es alucinante las múltiples respuestas que he encontrado, desde el que me propone hacer 4 días de ayuno absoluto solo a agua hasta la que me propone comer a base de unas cajas que ella vende mire usted por donde y con unos batidos de proteínas. repasando un poco tu entrada desgloso que unida a la realidad a la que te enfrentas cuando andas buscando una ayuda, una cosa tan sencilla como que alguien te diga come sano y haz ejercicio, toma mucha agua y no piques entre horas, se lucran muchas veces de personas bajas de autoestima y sin personalidad definida espero que alguien les plante cara porque juegan realmente con la salud de las personas.

    ResponderEliminar
  22. Es verdad lo que dices en el post, estar a dieta con un nutricionista, al menos contigo, no es un suplicio. En absoluto. Y también que, al cabo de poco tiempo de adaptación y de entender la pauta dietetica que te han asesorado (a mi me llevó unas dos semanas) enseguida empiezas a darte cuenta por ti misma de cual es el límite, cuanto es demasiado y cuanto te puedes permitir. Es que lo percibo así tal cual lo has explicado. Por otro lado conociendo los errores, que no siempre son tan obvios como uno cree - ni tan simple como "el azúcar/fritos... engordan" - es muuucho más fácil evitarlos. Es qe yo creía saber qué hacía mal y pensaba que solo me faltaba voluntad. Pero de verdad me has enseñado mucho más. Como bien dices, a comer bien para siempre, y sin sentirte a dieta, en el sentido de miles de restricciones. Jolín, que sigo comiendo oreo!! Si quiero. Pero ya cada vez quiero menos :) Una no sabe todo lo que un buen diestista puede ayudar hasta que no lo prueba , jaja. En serio! Y muy bueno todo el post!

    ResponderEliminar