>

1 de marzo de 2015

LO QUE LA INDUSTRIA ALIMENTARIA OPINA DE LAS MUJERES

No voy a hablar de la presión mediática y social que pesa sobre el aspecto de las mujeres, ni del ideal de belleza sólo alcanzable con photoshop, ni de la tasación de nuestra valía como personas en función de nuestra imagen, ni de como nos creemos libres mientras pagamos el sueldo de un año para pasar por un quirófano porque nuestra autoestima depende del tamaño de nuestras tetas. 

Tampoco os voy a contar que los pacientes que me dicen que lo de la salud está muy bien, pero que solo les interesa adelgazar, incluso estando en su peso, nunca son hombres. No voy a hablar de eso porque ya hay quien lo hace mucho mejor que yo y, además, no es el tema del blog.

Jean Kilbourne lo resume estupendamente en 4 minutos:





Voy a hablar de lo que nos dice continuamente la industria alimentaria desde cada anuncio, desde cada embalaje y desde cada supermercado: nos llama imperfectas, mal hechas, con fallos, descuidadas. Pero con sutileza: necesitamos cuidar la linea, mantener el peso, no en pos de una mejor salud, si no para caber en los vaqueros y no dar pena en bikiniY para que nos quieran y ser un buen adorno y agradables de mirar. Según la industria alimentaria, no se es una buena ejecutiva si no te queda bien la falda de tubo, ni una buena madre si no tienes el vientre plano, ni una chica feliz y activa si pesas más de 45kg. Y hablo de anuncios de comida, los de cosmética ya son otro nivel.

¿Hay anuncios de comida dirigidos claramente a hombres? ¿productos alimenticios enfocados específicamente en ellos? diría que no, y si los hay son anecdóticos ¿porqué? ¿desde cuando los yogures tienen sexo?


A nosotras, nos informan en cada comercial de que nuestro valor es inversamente proporcional a nuestra talla de pantalón. Qué para ser merecedoras de aprecio debemos tener caderas de preadolescente. Que no hay alegría ni estupendez por encima de la talla 36. Y joder, a juzgar por lo extendido de la estrategia, nos lo estamos creyendo.

Y no es salud, la salud es cosa de ellos, por eso el envase del Danacol es unisex y lo anuncian hombres, incluso honbres con canas, arrugas, calva y barriga. Que desfachatez que eso no les impida mostrarlos como profesionales de éxito, con valor como seres humano y derecho a la felicidad. Pero los Vitalinea son lilas y llevan un corazón. Y los Sveltesse, cosa más masculina no se ha visto en la historia de los yogures ¿verdad? para nada diría nadie que están dirigidos claramente a público femenino, vamos, ni el sociólogo más pintado.

Por eso los cereales para no estreñirse no llevan imaginería de género en la caja, pero los de guardar la linea (léase Special K o Fitness) llevan la silueta estilizada de una mujer, letras serpenteantes, porque la caligrafía de lineas curvas se identifica como femenina y la de lineas angulosas como masculina y los anuncian chicas con un IMC de 17. 

Igual que el Colacao 0%, que una lleva silueta de mujer esbelta, mientras el normal no tiene alusiones de género.

O el queso fresco, que si es 0% el envase es rosa. Y no en una marca aislada, no:





O las Bicentury, marca totalmente enfocada a productos "para ser delgada" en cuya web no sale una sola foto de un hombre. Ellos tienen otras cosas de que preocuparse, piensan los de Bicentury mientras colaboran con la FEDN (ver logo en la parte inferior de la web). La FEDN, que al menos no debería colaborar con marcas sexistas, bueno, no debería colaborar con marcas. Punto.

Las galletas para que no nos pongamos como vacas burras también aluden a la "linnea" en colores rosas y formas redondeadas. Si, si, aquí se sube al carro todo el mundo, incluidas las marcas blancas. Ya os digo que la estrategia funciona.

La leches "ligeras" y desnatadas son rosas, porque los hombres no están para tonterías, y desde luego no están gordos.. ¡ah, no calla! que resulta que en España la prevalencia de sobrepeso es mayor en varones... va a ser otra cosa, va a ser que ellos da igual si no tienen un cuerpo adecuado a los cánones de la moda, porque su valor como personas sigue intacto, en cambio ¿a donde vamos nosotras con celulitis? ¿eh?



O la Ligeresa, que es para chicas solamente ¿o no habéis entrado al Club Ligeresa? ¡Pero si apoyan a la mujer del siglo XXI! Voy a vomitar.


Hasta Campofrío se preocupa por nosotras, porque esa linea de productos llamada Cuida-t, bajos en grasa y calorías, es para mujeres ¿no? ¿o me está engañando el packaging rosa bebé?
Aunque de este producto en concreto y de Campofrío ya hizo un gran post Midietacojea, cuya perspectiva en estos temas es bastante mejor que la de la mayoría (de la mayoría de personas, no de la mayoría de hombres). Gracias, Aitor.

Podríamos seguir con ejemplos y ejemplos de como nos (mal)trata la industria.

No creo que nadie piense que es casualidad que todos los productos enfocados al control de peso (lights, 0%, bajos en calorías...) estén claramente dirigidos al público femenino, con envases de colores asociados a la mujer, siluetas de mujer, anuncios donde salen mujeres y donde el mensaje se dirige a mujeres... ¿habéis visto algún anuncio de un producto que anime a los hombres a comprarlo para que les queden bien los vaqueros apretados y no les salga el michelín? os está pareciendo hasta ridículo ¿verdad? en cambio los enfocados a mujeres son todos en esa linea y aquí no se inmuta nadie. ¿Es más vergonzoso el michelín de una chica que el de un chico o como va esto?
En palabras de Fatima Mernissi a la "liberada" mujer occidental: "Nosotras tenemos el burka, vosotras la talla 38". Pero si nos preguntan diremos que lo hacemos por "sentirnos bien con nosotras mismas". Si, ya. Es una de las frases más hipócritas que puede decir una mujer en relación a este tema, ya lo siento. Que al final caemos y hacemos cosas por la presión social, cultural y comercial, yo la primera, pero darse cuenta es el primer paso. Y poner límites, no sé, teñirse el pelo pase, jugarse la vida en un quirófano estando sana por "sentirme mejor conmigo misma", NO.

No sé si hay alguien que crea que de verdad es que se preocupan por nuestra salud (solo por la nuestra, entonces, a los tíos que les den). No lo hacen, la composición nutricional de esos productos no es más sana. A veces incluso es peor que la de otras referencias similares de la misma marca no enfocadas a público femenino, como es el caso de los Special K frente a los Corn Flakes.

Y encima, por lo general, los productos "rosas" son más caros. Por si no nos estábamos sintiendo lo bastante idiotas.

¿Porqué nos prestamos a esto? y si, nos prestamos. Porque si no lo hiciéramos yo no habría podido hacer un post plagado de ejemplos. La estrategia les funciona de maravilla y la culpa es nuestra. Nuestra. De las mujeres que los compramos. Porque los compramos nosotras. Porque en el fondo creemos que tienen razón.

Señoras, recapacitemos ¿qué estamos comprando? ¿qué idea de mujer estamos apoyando? ¿porqué les permitimos que nos llamen idiotas a la cara?



56 comentarios :

  1. Me ha encantado el artículo, y me considero muy influenciada por los medios y la publicidad, es hora de cambiar el chip!

    ResponderEliminar
  2. No puedo estar más de acuerdo contigo Lucía.

    A mi personalmente la publicidad machista me pone mala, no solo en el ámbito de la alimentación. Pero especialmente el que va dirigido al físico.

    Estoy pensando ahora en un anuncio en el que las amigas se enteran de que se va a casar o tiene nueva pareja porque ha decidido "cuidarse" tomando unas barritas dietéticas. Claro, para que cuidarse porque si, y para ella, si lo hace es porque tiene que adelgazar para gustar a un hombre...

    Lo dicho, me pongo mala, buen artículo ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo siento discrepar. No estoy de acuerdo que es un anuncio machista! Quizás la persona que lo elabora es una mujer. Saltas siempre que cuando algo va en contra de vosotras ya es machista. La pregunta es: quien esta continuamente mirando al espejo diciendo que he engordado o me ha salido esto o me ha salido lo otro. La mayoría de las veces sois vosotras las mujeres las que os ponéis vuestras propias trabas. No digo que sea exclusivo de vosotras. Cada día más los hombres estamos más pendientes del espejo y de la figura. Ustedes le han dado a las grandes compañías un filón publicitario y ellos han sabido aprovechar. Yo soy hombre y a mi no m preocupa la figura. Lo digo constantemente a mi mujer y es ella la que salta que quiere estar delgada para gustarme. Le digo que eso a mi no m importa, que lo que me gusta es su personalidad y su forma de ser pero es como si hablara con una pared. Así que dejad d hablar d machismo cuando algo o les gusta. Mirense ustedes primero por dentro. Ahí encontraréis las respuestas que buscáis sin tener que culpar a nadie.

      Eliminar
    2. Anónimo, dime: ¿por qué las mujeres estamos tan pendientes de ese físico? ¿has pensando alguna vez el por qué? ¿o crees que nos viene en los genes?

      PD: "Quizás la persona que lo elabora es una mujer." Anda, me acabo de enterar de que para ser machista tienes que ser hombre. En serio, culturizate un poco sobre lo que es ser machista y feminista. Y te lo digo a buenas.

      Eliminar
    3. Nuestra sociedad es machista y cuando se trata a una mujer de cierta forma porque es mujer, y se le dicen cosas que a un hombre no e le dirían, especialmente acerca de su físico o diciéndole cómo tiene que hacer las cosas, es machismo y punto. Lo diga un hombre o una mujer. Ese anuncio es machista como una catedral, lo haya creado una mujer o un hombre. Mujeres y hombres reproducimos ideas machistas porque nuestra sociedad es así, aunque no queramos hacerlo o nos creamos "muy modernos". Fíjate lo machistas que somos que hay montones de hombres afeando a las mujeres las conductas machistas que puedan tener, cosa que no hacen con otros hombres en multitud de ocasiones. Yo al menos lo he visto cientos de veces delante de mis narices. Es cansino que los hombres te digan cómo tienes que pensar y opinar e incluso quieran decidir ELLOS si algo es machista o no, ¡es el colmo!

      "¿Existe aún el sexismo? Muchos hombres dicen que no."

      Eliminar
    4. Nos ponemos malas las dos Bárbara, aunque toquemos este aspecto porque es el que tiene que ver con nuestra profesión, estamos rodeadas de ejemplos y actitudes.

      Eliminar
    5. Es que el gran error que estáis cometiendo es asumir que el machismo es un ataque de los hombres hacia las mujeres. El machismo es un modelo de sociedad basado en el patriarcado y tanto hombres como mujeres son partícipes y víctimas. Y si la sociedad es machista es porque tanto hombres como mujeres son machistas.

      Cuando una mujer pide ayuda a un hombre para cambiar una rueda de un coche o para instalar una aplicación en el móvil, porque "son cosas de hombres", está siendo machista. Cuando una madre le pide a su hija, pero no a su hijo, que limpie la casa, está siendo machista. Y al mismo tiempo, cuando un hombre no puede expresar sus sentimientos o su angustia, porque ya sabéis, los hombres de verdad no lloran, está siendo víctima del machismo.

      Lo que quiero decir es que muchas veces son las mujeres las que perpetúan este modelo social y que la responsabilidad de acabar con el machismo es compartida.

      De poco sirve echar la culpa a los hombres si luego muchas adolescentes sueñan con casarse con un "príncipe" azul o esperan que en una cita sea el hombre el que pague la cena.

      Eliminar
    6. Un anuncio es machista lo haga un hombre o una mujer. No se puede asociar machismo-hombre, hembrismo-mujer (porque feminismo es igualdad, y sí, también hay mujeres y hombres feministas).
      Hay mujeres con el mensaje tan interiorizado que tenemos al enemigo en casa.

      Eliminar
  3. No sé por qué no aparece mi firma, soy Bárbara ;)

    ResponderEliminar
  4. Hola.
    Me parece un tema muy interesante, pero creo sólo es marketing, y cuando digo marketing no me refiero únicamente a la publicidad. El marketing va mucho más allá, aunque en resumen viene a ser darle a la gente lo que la gente quiere. No creo que aquí haya publicidad machista, ni degradación de la mujer, sólo veo negocio.
    No seré yo quien apruebe la mayoría de estrategias que sigue la industria para colarnos las (a menudo inexistentes) bondades de sus productos, pero en este caso creo que no hay que ir más allá de lo que simplemente es un plan de marketing para satisfacer una demanda que existe en la sociedad. Otra cosa ya sería hablar de por qué la delgadez femenina vende tanto.
    Los profesionales de la nutrición (los de verdad) tenemos muuuucho trabajo por delante y, cada vez más, creo que deberíamos ser divulgadores-educadores y la figura de referencia de la vida saludable, pero mientras se nos siga viendo como gente que sólo hace dietas y cuenta calorías... lo veo difícil, y la sociedad sale perdiendo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido anónimo,

      Necesitas investigar más sobre sociología y el impacto de los medios de comunicación. Porque si aún crees que esto es lo que la gente quiere y que por eso se hace así, estás muy equivocado. Nos meten en la cabeza, para excusarse por supuesto, que ellos solo hacen pues eso, lo que la gente quiere, que dan lo que les piden. No paran a pensarse el por qué (y lo digo porque hasta ellos mismos lo reconocen...).

      No querido. Las mujeres no queremos una talla 38 y la publicidad y el márketing se aprovecha de ello. Es la publicidad la que nos hace querer una talla 38. Es al revés. Y si no me crees, insisto: aprende sobre sociología (no lo digo por mal, todo lo contrario). Y en este caso en concreto, aprende sobre feminismo y la sociedad del patriarcado.

      Un saludo.

      Eliminar
    2. Perdón, se me olvidó añadir: no solo de sociología y feminismo, si no del impacto de los medios de comunicación sobre las personas. Muy importante.

      Eliminar
    3. Hola de nuevo. Me parece curioso que, aún estando de acuerdo en casi todo, saques tantas pegas a mi comentario. Y es que no, no pienso pasar por el aro de que esta publicidad es machista, o antifeminista, no señor, eso sería como decir que el anuncio de una taladradora es feminista ¿a que no tendría sentido? Es negocio puro y duro y, tal y como digo en mi comentario, se podría hacer un hilo de debate aparte para pararse a hablar del por qué estos productos venden tanto y del por qué existe el canon de belleza que existe. Si la gente no lo compra, las empresas ni se molestan en fabricarlo, punto; y esto mismo se puede aplicar a todos los estratos de la sociedad y a todos los productos habidos y por haber. Insisto en que me parece lamentable (y denunciable) que se hagan declaraciones nutricionales que faltan a la verdad o crean confusión, pero de ahí al machismo es caer en los mismos estereotipos obsoletos de siempre.

      Eliminar
    4. Que sea negocio puro y duro no implica que no pueda ser machista, querido anónimo 1.

      Eliminar
    5. Y que se tache de machista no implica que lo sea

      Eliminar
    6. Obviamente es negocio. Pero hasta donde sé, la publicidad no nos vende lo que queremos. Crea necesidades.

      Eliminar
    7. Pues como publicista os diré que tenéis razón los dos. La comunicación publicitarias es bidirecional, en cierta manera. Aprovechan los flujos y las tendencias de la sociedad para crear y vender productos. Una necesidad no se crea de la nada, y no es casual que todos estos productos estén destinados a mujeres. O pensáis que son los publicistas los que se lo han inventado todo? Por otra parte, es también verdad que la publicidad te hace sentir "culpable" por no seguir determinada pauta, y por ende, no consumir determinado producto.

      Eliminar
  5. Un buen artículo. Un artículo que hace pensar . Estoy de acuerdo con anónimo. Yo soy hombre y no me considero machista. Al revés. Defiendo y mucho los derechos de las mujeres. Incluso cuando he tenido una plantilla a mi cargo no diferenciaba si era mujer o hombre. Mi respuesta siempre era que cobras lo mismo que los demás por lo tanto harás el mismo trabajo que los demás. Y estoy hablando que es en seguridad privada. Pero volviendo al tema. Aquí veo todo como marketing. En el mercado publicitario hay mercados que van especificados para cada tipo de persona. Infelizmente es así. Ustedes como mujeres mirarían artículos de motor o de obra o de arreglar cosas en casa? No digo que no las haya pero las que dicen que si son minoría en comparación con las demás. Pues hay artículos que buscan el género femenino, artículos para el género masculino,artículos para niños, artículos para deportistas y así seguiríamos. Por favor, dejad de fomentar ese odio en que uno es machista o es feminista o lo que sea. No siempre hay campañas en contra de unos y otros. Que hay diferencias entre géneros. Si. K hay k solucionarlos? Si. Pero no mescleis todos los temas en un solo saco. En mi casa se hace todo a medias y no hay esto es para los hombres y esto es para las mujeres. Así estoy educando a mis hij@s pero no puedo conseguirlo si fomentan este tipo de comentarios y ellos lo leen. Pq no van a entender estes sentimientos. Simplesmente pq en sus ojos y mentes todos somos iguales

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo, te digo lo mismo que el anterior. Y añado, para que lo veas mejor:
      La mayoría de las mujeres que critican muchísimo las revistas femeninas, porque no nos dan lo que queremos. En serio. ¿Y las compramos? pues bien, yo reconozco que de vez en cuando compro alguna, porque algunas cosas pues sí me interesan. Pero la gran mayoría no, y no solo eso, es que me producen verguenza de lo machistas y sexistas que son. Y lo mismo piensan muchísimas otras mujeres. Muchas nos quejamos de que no hay revistas dirigidas a mujeres en condiciones. Muchas de verdad. Muchísimas. La mayoría, me atrevo a decir. Entonces ¿por qué demonios siguen poniendo esos artículos y nos siguen colando esa publicidad? Es digno de reflexionar, cuanto menos.

      Me temo que el machismo es mucho más complicado de lo que creen muchas mujeres y la mayoría de los hombres. Sin intención de ofender, creo que es evidente que hace falta mucha más cultura sobre el mismo.

      Un saludo.

      Eliminar
  6. Más de acuerdo imposible. Excelente entrada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy de acuerdo con tus respuestas a los anónimos :-) Gracias por aportar.

      Eliminar
  7. Lo bordas todo en cada post, mi enhorabuena. La verdad es que ya hacía tiempo que me había dado cuenta de todo esto que comentas, aunque yo paso de todo este tipo de productos, pero es bien triste que nuestras niñas y adolescentes tengan que crecer con todo esto: tengo una sobrina que toma ahora la comunión en mayo y su madre hace 1 año la puso a dieta xq la niña estaba "gorda", me dio una rabia inmensa, pero no me puedo meter, claro, espero que cuando crezca si alguna vez me pide consejo pueda dirigirla, entre otros, a blogs como el tuyo con información real y veraz sobre estos "pseudo alimentos". Gracias por la información.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es bastante peligroso trasladar estas presiones a las niñas, y bastante delicado. Espero que tu sobrina le vaya bien. Gracias por tu amabilidad!

      Eliminar
  8. Estoy totalmente deacuerdo, es lamentable, pero tambien los hombres tenemos lo nuestro y cada vez más. Antes no.Pero desde los años 80 esta la moda esa de irse al gimnasio a ponerse cuadrado. Irse al gimnasio por salud y hacer deporte es bueno, pero ir solo para muscularse es un tema puramente estético y en mi opinión absurdo, solamente producto de unos canoces impuestos por esta sociedad a la que le importa la imagen y nada más.Luego muchas mujeres solo se fijan en la tabletita y a algunos por muy buenas personas que sean en todos los aspectos, les cuesta comerse una rosca más que a otros de la tabletita.Es una pena lo que estan haciendo con esta sociedad. A las mujeres se les exige estar delgadas y a los hombres cuadrados.Tambien ahora esta la moda esa de que los hombres se depilen, que se den cremas y un monton de tontadas más.

    Si que existen anuncios dirigidos hacia hombres, los de productos para el afeitado, perfumes, algunas cremas...... y fijaros los tios que salen.Eso tambien es imponer canones de belleza hacia los hombres.

    La industria nos maneja en todos los sentidos, recuerdo como un sociologo decia que el consumismo era la nueva religión porque la industria mediante la publicidad ponia sus propias normas sociales, exactamente igual que una religión.Esto de la estetica es solo un ejemplo de muchas de estas normas impuestas.Pero no nos hagamos las victimas hombres y mujeres por separado, porque tanto unos como otros tenemos lo nuestro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese comentario es parte del hetero-patriarcado falocrata opresor y como sanguijuela humana u hombre como os hacéis llamar, no tiene el mas mínimo sentido

      En todos esos anuncios que dices aparecen hombres normales, no os dicen en ningún momento que os afeitéis, deis cremas o lo que sea para dejar las bragas de alguna como para plantar arroz

      Abajo los hombres, y abajo el marketing

      Eliminar
    2. Vaya¡¡¡ Parece que alguien esta de acuerdo con lo que dice el texto y ademas aporta algo nuevo y le insultais. Por supuesto que la presión social es mayor para la mujer que para hombre. Pero existe tanto para unos, como a otros.¿O no es cierto que el estereotipo de hombre guapo, entre otras cosas es el hombre musculado? ¿Desde cuando un hombre normal es un hombre de 80 Kg de puro musculo? Mira el proximo anuncio de maquinas de afeitar o perfumes, los juguetes de tus hijos, sobrinos o hermanos, los dibujos animados de superheroes y las peliculas que ven y dime si no imponen un patrón de belleza. Además explicame algo ¿Por qué en los anuncios en los que sale un tio cuadradisimo echandose crema, no se impone ningun patrón de belleza? La culpa es de la industria, no es del hombre ni de la mujer (de algunos si claro). De todas formas, que se diga que en los hombres tambien existen estereotipos y demas basuras, no significa que se este defendiendo que esos canones deban existir tambien en las mujeres. Echar la culpa y descalificar de esa manera, solo por dar una opinión me parece algo extremista y salido de tono ¿No crees? Espero que no se me malinterprete, es dificil explicar algo por escrito y más cuando es un tema tan delicado.

      Eliminar
    3. "hetero-patriarcado falocrata opresor y como sanguijuela humana u hombre como os hacéis llamar"
      ¡MadreDelAmorHermoso! ¿Pero dónde han quedado los insultos clásicos! jajaja

      ¡Abajo los y las intolerantes que juzgan a la gente por su sexo y no por sus actos!

      Eliminar
  9. Cuánta razón.

    Acerca de los hombres que hablan de los estereotipos masculinos, hay una ligera diferencia, y es que en muchos casos se orientan no como la tiranía de la estética, sino como la potenciación de la idea de poder. La mujer se siente despreciable, gorda, fea, obligada al imposible. El hombre es animado a sentirse poderoso, dominador, quiere ser como el modelo de la foto y el ideal en realidad es alcanzable a través de la psicología, del empoderamiento, de la sensación de control.

    Pero de todas formas, esa es totalmente otra conversación y no deberíamos estar otra vez, por enésima vez, mezclando un tema que concierne a los hombres cuando estamos hablando de los problemas de las mujeres en la sociedad, ¿podéis respetar eso una sola vez y escuchar de lo que estamos tratando aquí? No os sintáis poco importantes o con la necesidad de dar el puñetazo en la mesa cuando no hablan de vosotros.

    Gracias.

    ResponderEliminar
  10. Respuestas
    1. Me lo han comentado! no lo tenía fichado porque no suelo ver Tv, pero si, es de traca!

      Eliminar
  11. 100% de acuerdo.

    Como hombre que soy incluso me siento abucheado por estos anuncios. Parece mentira, que los hombres que quieran cuidarse su única salida en muchos casos es tirar por un endocrino o un especialista en dietas cuando todos estos alimentos son para todo el mundo, pues como bien dices, la industria del marketing alimenticia enfoca SIEMPRE los productos dietéticos hacia la mujer e infunde el falso y estúpido pensamiento machista de que "esto solo lo pueden comer mujeres, hombres no comáis estos no vaya ser que os salga tetas o algo peor..."

    Comprendo y apoyo perfectamente la visión de que una mujer se valora como ser humano y no como lo que la sociedad intenta vender de ella, que basicamente es solo su cuerpo. Lo malo es que el mundo está configurado de tal forma, que si no eres una mujer guapa no eres nadie y eso se patenta a la incluso a la hora de una selección de un puesto de trabajo por mucho que te inculquen en los cursillos a lo contrario, pero bueno, estos temas ya son irse por otras ramas.

    También tengo que confesar una duda acerca esta clase de productos.

    Siendo hombre ¿Es bueno que los compremos? Puesto que comprarlos es traducción a las palabras "estoy de acuerdo con este producto" a la empresa fabricante... No obstante, el hacerlo también sirve para demostrar que los hombres también están interesados y que la connotación sexista que reciben es totalmente falsa.

    ¿Cuál sería tu consejo entonces?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario Nero. Sólo tu puedes decidir si comprar o no. Si quieres o no apoyar lo que se esta vendiendo y perpetuar el modelo de marketing. Es una decisión personal. Yo lo tengo claro :-)

      Eliminar
  12. ¡¡Me ha encantado!! También estoy cansada de que todo sea rosa - lila y que aboguen más (o únicamente) por la estética y nada por la salud. Muy buen post

    ResponderEliminar
  13. Me ha encantado, Lucía, especialmente la introducción. Y muchos dirán que el machismo es cosa del pasado.

    ResponderEliminar
  14. Aunque estoy de acuerdo en que esta sociedad en la que vivimos es machista, discrepo totalmente con el enfoque que se le ha dado al post. En mi humilde opinión, hay afirmaciones que son muy radicales y se victimiza a la mujer cuando en realidad, todas las campañas publicitarias y los envases de los productos se rigen casi exclusivamente por exigencias de marketing. Lo primero que hay que hacer es leer la información nutricional, independientemente de los colores, la forma de las letras o el mensaje de la marca. Respecto al tema de las tallas, he de decir que tengo una 38, voy al gimnasio con frecuencia y sí, lo hago para sentirme mejor. Y los que no se lo crean que lean un poquito de los beneficios para la salud, tanto física como psicológica de hacer ejercicio regularmente. No pretendo en absoluto ser una mujer florero ni soy esclava ni de mi físico ni de la sociedad. En mi casa es normalmente mi padre el que hace la compra y por cierto.... ¡compra leche desnatada y en envase rosa!¡Y es para él! Le comentaré lo que sugieres del marketing de las marcas de leche, para que busque una leche desnatada que venga en envase azul (o blanco, que sería unisex). Se trata simplemente de tener personalidad y saber lo que estás comprando. Nada más.

    ResponderEliminar
  15. Perdonad que no os conteste a los anónimos, me hago un lio.

    ResponderEliminar
  16. Es muy interesante lo que señalas sobre los envases. Sin embargo esas marcas simplemente usan algo que forma parte de la psicología de las mujeres y que siempre ha jugado en nuestra contra: tenemos tendencia a querer agradar a los demás, mucho más que los hombres. Espero que poco a poco consigamos cambiar el chip.

    ResponderEliminar
  17. Totalmente de acuerdo, aunque al revés existe la misma basurilla.

    En casa somos veganos (los dos), y compramos (los dos) por poner un ejemplo proteínas veganas ecológicas como complemento para algún smoothie.

    Entrenamos a diario una horita y esto sí es por sentirnos mejor, que a mi hay días que me arrastrarían para ir, aunque todo se compensa con ser otro en tu vida diaria, no hay color en ir andando a los sitios o salir al campo..., y la verdad de que estoy muy harta de no poder sacar una bolsa en la oficina que no vaya repleta de rayos de luz y hombres sudorosos en el packaging. (He conseguido evitar lo del sudor, pero todas siguen siendo azul marino o naranja butano con tipografías bien rectas y hombriles. Esto repito las raw, eco, no-omg, gluten free y sin azúcar, no quiero pensar en el packaging de las normales...)
    Todo el mundo piensa que tengo algún tipo de trastorno y quiero aumentar mi testosterona o similar ja ja

    En cambio si vas al herbolario tienes protes "más lilas" bien revosantes de azúcar y con ingredientes que puajjjjjj con botes mucho más femeninos, pensadas no sé, supongo que para tomarte como complemento a la dukan mientras ellos sudan haciendo solo pesas.

    Con esto quiero decir que presión hay por todas partes. En nuestro caso intentamos guiarnos única y exclusivamente por ingredientes, porque la industria del marketing es igual de pesadilla para ambos géneros y edades. La solución pasa más por informarse por libre y pasar de estas cosas, pero todos sabemos que es una cruz...

    ResponderEliminar
  18. ay! que se me ha ido el dedo con la b de rebosantes, juro que son las prisas :P

    ResponderEliminar
  19. Buenísima esta reflexión. ¡Gracias por compartirla!

    ResponderEliminar
  20. Cuantas grandes verdades!

    Y como nos cuesta verlas. Y además, añado que las galletas para-no-ser-vaca-burra tienen las mismas calorías, y muchas más grasas (hidrogenadas, aceites de palma, etc) que las que hago yo en mi casa (ahora saliendo del horno: galletas de leche condensada, total yo no soy modelo y estoy perfectamente sana).

    Lo que tenemos que entender es que simplificar es ganar, y que cuando nos tratan como objetos y respondemos como tales, les damos la razón. Que la gordofobia existe, tengo amigas gordas que dan fe de ello (perfectamente sanas además) y que incluso a mí que estoy delgada (dieta por colesterol congénito de por vida, y deporte) cuando cojo dos kilos porque me gusta la cerveza y me importa un pimiento el tamaño de mi trasero, siempre alguien me lo dice con sorna. Y me mosquea que no veas cuando son hombres. Alguno ha oído esto tan poco amable de "Verás, es que yo no estoy aquí para que me mires tú"

    Tenemos tanto que aprender como sociedad...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Ana. Si, eso aparte, que luego son productos que muchas veces nutricionalmente son la misma mierda, solo cambian el envase y el precio...

      Eliminar
    2. Supongo que los hombres gordos os atraen una barbaridad. No sé, yo siempre que sale un guaperas en la tele, veo muchas mujeres suspirar, y muchas presentadoras de televisión haciendo las típicas bromitas de niñas adolescentes en la edad del pavo. La obesidad en las mujeres siempre se trata con respeto, nadie llama 'gorda' a una gorda salvo que sea un maleducado. Sin embargo, de los gordos todos nos reímos y aquí no ha pasado nada. Sé que no voy a cambiar el punto de vista de nadie, pero realmente pienso que vivimos en una sociedad totalmente adoctrinada por el poder de los medios de comunicación. El bombardeo constante sobre el machismo ha hecho efecto, ahora cualquier cosa molesta, cualquier actitud es machista.

      Un pequeño ejemplo: ¿alguien ha visto algo del actual GH VIP? ¿Habéis visto las preguntas (en directo y sin pudor) de los comentaristas acerca del tamaño del pene del italiano (Fede)? Gente riéndose, diciendo que la tiene muy pequeña (sí, yo he visto ese programa). ¿Os imagináis lo mismo, pero hablando de la vágina de alguna concursante y riéndose de ella?

      Eliminar
  21. Odio el color rosa. Y las revistas "femeninas". Y los anuncios de "postres lácteos" light envueltos en color lila. Y los de "compresas que huelen a nubes". Me parecen un atentado contra la dignidad y la inteligencia. Es cierto que tengo una talla 38, pero porque soy así de nacimiento, así que nunca me he sentido aludida por ese marketing, pero aún así me resulta ofensivo. Quien diga que no es machismo puro y duro es que no quiere ver la realidad. A las mujeres que no nos gusta maquillarnos, que no nos interesan los tacones ni la laca, nos hacen sentirnos como si fuéramos bichos raros, o menos mujeres que las de la publicidad. Eso es lo que buscan. Porque las que no consumimos no somos negocio.
    Lucía, bravo, otro post que has bordado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Odiamos las misma cosas XD! lo más grave es que se ven como normales ese tipo de productos y su publicidad, lo tenemos asumido, lo vemos cada día. A casi nadie le da la sensación de que nos están insultando...

      Eliminar
  22. Muy interesante el articulo. A mi personalmente más q el diseño "rosa" dirigido a mujeres lo q realmente me preocupa es la baja calidad de estos artículos a nivel nutriciónal y lo mal informados q están los consumidores al respecto independientemente de su sexo. Más sorprendente aun en la época digital q nos encontramos. Y cómo afectan estas anuncios en los niños seria para otro artículo, por ejemplo con el uso de la palabra salud.

    ResponderEliminar
  23. Muy de acuerdo con todo lo que dices!!

    ResponderEliminar
  24. No veo el micromachismo (vaya palabra más tonta) en el anuncio de Vitalínea. Si el anuncio está enfocado a las mujeres, es porque ellas son el público objetivo. Si tan en contra están, que no lo compren. Y no es que los hombres queramos estar gordos, simplemente basamos nuestra delgadez en otra premisa (y más real, por cierto): hacer deporte. La mayoría de cremas milagrosas, alimentos quitagrasas y aparatitos con poderes reductores son comprados por mujeres. Y no están obligadas. ¿Pensáis que los hombres no queremos estar delgados? Sí, pero creo que somos más realistas a la hora de buscar ese objetivo.

    Por cierto, y sin ningún tipo de acritud lo digo, ¿de verdad es que no veis en la prensa anuncios claramente feministas? Yo los veo, y con una sutil diferencia: son insultantes. Es decir, no son feministas desde el respeto, sino que burdamente buscan dejar al hombre como un animal tonto carente de valor. Si queréis, respondéis a este mensaje y os pongo unos cuantos.

    ¿A dónde quiero llegar con todo esto? Pues a que el feminismo (me refiero al actual) no es más que un invento de los 'de arriba' para buscar la tensión social hombre-mujer, y conseguir así familias desestructuradas, con el fin de que las personas, como individuos aislados, sean más dóciles y manipulables por el poder.

    ResponderEliminar
  25. Este post es genial. Te felicito. Aunque en el fondo, que sea genial no es bueno, porque no debería existir. Espero que las mujeres recapaciten, se den cuenta de como las manipulan y luchen contra todo ello.

    ResponderEliminar
  26. Y habeis visto el último anuncio de Ligeresa, que compara a una señora ya madurita ligándose a un chico joven con una "fresca"?? Si los tios llevan siglos haciendo éso y son unos machotes ¡¡ Ligeresa, machista??? NOOO, QUE VAAAA

    ResponderEliminar
  27. Bueno, y el de la radio de Don Regulo? "¿estás harta de saltarte la dieta? ¡No te preocupes! A TODAS nos pasa" Puaj, vomito!

    ResponderEliminar